T

T

miércoles, 14 de septiembre de 2011

Por muchos años más… y benditas las páginas leídas!!!


Sandra Osterdag
Pte de la Asociación Descendiente
de Alemanes en La Pampa

Sin dudas, estamos en un momento crucial en nuestra Argentina, donde se han ido reflejando una serie de cambios y transformaciones  a nivel cultural, social, económico e inclusive político dentro de nuestra etnia.
La obligación de nuestra sociedad es apoyar continuamente el desarrollo de cada uno de sus ámbitos, tratando de fortalecer y apoyar principalmente la difusión de todo lo relacionado con nuestra cultura,  costumbres, en fin,  nuestras raíces.
Es oportuno, en el marco de la conmemoración del 5° Aniversario del Periódico Cultural de los Pueblos Alemanes “Hilando Recuerdos” apoyar a las personas que con su trabajo, que de una u otra manera forman parte del acervo artístico, artesanal, y cultural,  han ido recopilando cada una de sus intenciones y sus trabajos en el quehacer diario volcando historias volcadas en un papel para ser leídas por sus descendientes, llegando a tocar fibras muy íntimas.
En cada una de estas publicaciones se destaca el trabajo de un sinnúmero de artesanos, artistas, poetas, adicionalmente se refleja la Cultura Alemana del  Volga, así como una  serie de elementos importantes en el intercambio de ideas que se suscita entre ambos países:  Alemania- Rusia y nuestra Argentina, todo lo que concierne al desarrollo urbano y arquitectónico de nuestras aldeas y/o colonias , al cual llegaron los colonos desde el año 1900, trayendo sus técnicas constructivas y sus ideas innovadoras.
Creo que nuestra misión debe ser valorar, realzar y difundir cada una de nuestras costumbres y la manera más correcta, es plasmarlas en una publicación que recopile cada una de las características, novedades, historias, que hacen que todo este esfuerzo pueda resumirse en dos palabras… Hilando  Recuerdos. Pero debemos cumplir un gran legado que dejaron los abuelos…. Seguir luchando a pie firme por  aquellos  ideales que ellos tenían como meta a cumplir.
A Julio César  Melchior muchas gracias, a su hermana  Claudia Melchior, por acompañar en esta misión tan grata, por tocarnos el corazón a todos los descendientes de alemanes. Por hacernos soñar, sentir aromas, emocionarnos, reírnos, entonar nuevamente canciones,  dichos y el bendito dialecto que nos caracteriza como tales Aseguro que marcaron nuestra vida a fuego y para siempre.
¡Nuevamente Gracias!  ¡Y a  seguir trabajando con estas mismas ganas como lo hicieron hasta ahora!

No hay comentarios:

Publicar un comentario