T

T

jueves, 14 de abril de 2011

El juego de las bolitas

En cada época los niños han elegido sus juegos. Ahora se ha generalizado el juego “de las figuritas”, pero los chicos de antes y los de ahora no han olvidado un juego común: las bolitas. Resulta casi imposible no ver en alguna calle de los pueblos alemanes, a cualquier hora, un grupo de chiquilines disfrutando de los placeres que les brinda “la cancha”, preferiblemente de tierra para poder aplicar la ley del “sucio” o “limpio”, luciendo habilidades en el triángulo o en el hoyo que, sin descartar el casi desaparecido “choclón”. Alegra el corazón ver a los pequeñuelos, algunos que no levantan una cuarta del suelo, jugando y discutiendo acaloradamente por una contingencia del juego, y finalizando el mismo con la acusación categórica de “tramposiento”. Alegra el corazón y afloran los recuerdos de décadas atrás, cuando una jugada de bolitas se prolongaba por más horas que las que el permiso materno autorizaba y se volvía lo más tranquilo al hogar gritando todavía por la calle casi desierta “¡A la bolita que raye!” y al final la que “rayaba” era la madre, que tras una tunda disciplinaria obligaba a comer de parado, pero sintiendo la víctima, más que la paliza habitual, la pérdida de la bolsita llena de bolitas “de las lindas” ganadas a costa de sudor y una costra de tierra estampada en la rodilla y los nudillos de las manos. Juegos viejos que son siempre nuevos y que señalan que el nuevo evoluciona, pero que los sueños siempre son sueños.


Fuente: El Imparcial

1 comentario:

  1. No solamente los niños jugabam bolitas o metras como se llaman aqui a las canicas...yo solia jugar muy bien y ganaba las mas gordas bolitas..pero tienes razón..hoy en día los niños no se ensucian las rodillas, prefieren cambiar figuritas y sentarse a mover controles de video juegos..no se sudan ni se agitan...quizás por eso se enfermen mas que nosotros que solo padeciamos de las normales eruptivas pero en 2 o 3 dias a la calle a jugar..
    Que lindo es llegar a la edad de los recuerdos..
    un saludo

    ResponderEliminar