T

T

sábado, 31 de marzo de 2012

Nunca es tarde para ser feliz


“El sol alejaba su mano de mi regazo y el frío se iniciaba en una carrera lenta pero cierta, las hojas pasaron de verdes frondosas a amarillo y el otoño nos llenaba de frío. Entre su risa y la sorpresa dejaba ver su humanidad mezcla de fuerza y fragilidad, de dulzura y dolor. No era alguien que desde lejos llamara la atención; pero era una persona a quien se podía amar entregando el corazón y todas las ilusiones de la vida. Sobre todo después de buscar durante toda la existencia una verdad que jamás encontré. Nunca supe ser feliz y jamás encontré al amor de mi vida. Al menos hasta hoy, aquí, en este hogar para ancianos de Rosario” –cuenta Margarita Resch en una carta escrita para ser publicada en Periódico Cultural Hilando recuerdos.

“Jamás tuve respuestas. En cada recodo de mi existencia tropezaba con más y más preguntas. Jeroglíficos que no lograba descifrar y que me desviaban de mi destino a cada paso que daba. Sólo dejé huellas muertas y manos vacías. Y al mirar atrás no encuentro más que soledad y silencio. Ninguna voz querida que me extrañe ni que repita mi nombre con dulzura llamándome. Mis padres han muerto y son los únicos que pudieran necesitarme. No hay  nadie en mi pasado. Ni había nadie en mi futuro cuando tomé la decisión de venir a vivir a este hogar para ancianos. Estaba desahuciada, completamente desamparada y frustrada de todo y de todos. Sentía que había vivido en vano. En pocas palabras: estaba más cerca del suicido que de la vida.
“Hasta que un día el amor logró penetrar en mi soledad. Y lo hizo de la manera más insólita he inesperada. Cuando ya no tenía esperanzas y me había abandonado a sobrevivir en este hogar para ancianos. Fue aquí donde me enamoré y donde me casé. Y donde aprendí a ser feliz”.

Cuaresma: cuarenta días de ayuno

“Periodo de ayuno y penitencia observado según la tradición por los alemanes del Volga cristianos como preparación para Pascua. La duración del ayuno cuaresmal, durante el cual los fieles comían con mesura, fue establecido en el siglo IV y alcanzaba una duración de cuarenta días. El periodo de la cuarentena empezaba el Miércoles de Ceniza y se prolongaba, con la omisión de los domingos, hasta la víspera de Pascua. El Miércoles de Ceniza se llamaba así por la ceremonia de imponer la ceniza en la frente de todos los fieles como signo de penitencia.  Esta costumbre, introducida probablemente por el Papa Gregorio I, ha sido universal desde el Sínodo de Benevento (1091). Las cenizas obtenidas después de quemar las ramas de las palmas del Domingo de Ramos se bendicen en esa ocasión antes de misa. El sacerdote hacía una cruz en la frente de los demás oficiantes y de los fieles con la ceniza, mientras recitaba sobre cada uno la fórmula: “Recuerda que polvo eres y en polvo te convertirás”.

Párrafos de antiguos textos de la Iglesia

Cuarenta días de ayuno

En el período de Cuaresma (cuaren­ta días antes de la Semana Santa), se interrumpían en las colonias toda clase de espectáculos y casamientos, porque se considera­ban inadecuadas las diversiones, pues eran días de recogimiento y de fervor religioso. Grandes y chicos se prepara­ban para evocar la Pasión, Muerte y Resurrección que se conmemora en la Pascua.
La ley del ayuno la observa­ban los antiguos con sumo ri­gor. No contentos con cercenar la cantidad del alimento, se privaban totalmente de carnes, huevos, lacticinios, pescado, vino y todo aquello que el uso común conside­raba como una gratificación. Hacían sólo una comida dia­ria, después de la misa, que terminaba al declinar la tarde; y esa única comida so­lamente consistía en pan, le­gumbres y agua, y, a las veces, una cucharada de miel. Con la particularidad que ningu­no se eximía del ayuno, ni aún los jornaleros, ni los an­cianos, ni los mismos niños de más de doce años de edad; tan sólo para los enfermos se hacía una excepción, que debía ser refrenda­da por el sacerdote. A estas penitencias aña­dían otras privaciones, tales como la continen­cia conyugal, la supre­sión de las bodas y fes­tines, de las reuniones del Consejo del Pueblo, de los juegos, recreos públicos, caza, depor­tes, etc. De este modo se santificaba la Cuaresma no ya solamente en el templo, como aho­ra, sino también en los hogares, y hasta en to­dos los lugares tanto de trabajo como de diver­sión. Es decir, que el espíritu de Cuaresma tutelaba la vida de toda la sociedad cristiana aldeana.
Los templos se veían priva­dos durante los oficios cuaresmales del alegre Alelu­ya, del himno Angélico Gloria in excelsis, de la festiva despedida Ite missa est, de los acordes del órgano, de los floreros, iluminaciones y de­más elementos de adorno, los crucifijos y las imágenes, que se cubrían con telas de color morado. El contenido exte­rior de la liturgia acentuaba los cantos graves y melancólicos del repertorio gregoriano y el frecuente arrodillarse para los rezos corales.
La oración cuaresmal por excelencia era la Santa Misa, precedida de una procesión.
Las limosnas se hacían en favor de las viudas, huérfanos y menesterosos, con quienes también ejercitaban a porfía otras obras de caridad.

viernes, 30 de marzo de 2012

¿Por qué perdimos tantas pero tantas cosas bellas de nuestra niñez?


¿Por qué perdimos tantas pero tantas cosas bellas de nuestra niñez en aras de un mañana lejano sustentado sobre sueños materiales?  ¿Por qué olvidamos nuestra inocencia en el baúl de los recuerdos de la abuela, entre encajes de seda, caricias y ternura, buscando crecer de prisa?  ¿Por qué dejamos de jugar tan pronto para parecer grandes y empezar a vivir la vida en sociedad, dejando de lado la risa franca, las travesuras ingenuas y las diabluras de la hora de la siesta? ¿Por qué dejamos en el pasado los consejos de mamá, las enseñanzas de papá, sin advertir en ningún instante que, cuando necesitáramos de ellos, los dos ya estarían muertos?  ¿Por qué nos alejamos de nuestros hermanos, cortando lazos a veces para siempre, en pos de un camino que soñamos necesario para nuestro crecimiento, sin tener en cuenta  que no era preciso decir adiós para siempre para triunfar lejos del terruño natal? ¿Por qué buscamos la felicidad fuera sino la tenemos dentro, en el corazón?
Es una pena que uno encuentre todas estas respuestas cuando ya sea demasiado tarde, cuando ya vivió parte de su existencia y ya no queda tiempo suficiente para recomponer errores, curar heridas, abrazar a seres queridos, en una palabra, regresar. Ya es tarde porque muchos ya no están. Porque mamá y papá fallecieron. Porque la casa familiar se vendió. Y porque sólo queda lugar para los recuerdos y la tristeza.

Mañana sábado comienzan los actos en conmemoración de los 125 años de fundación de los pueblos alemanes


En conferencia de prensa se cursó una especial invitación a la comunidad. Participaron Verónica Mayer Rattegan, Coordinadora de Turismo de la Municipalidad, y Daniel Minig de Wolgadeutsche.

La Oficina de Turismo de la Municipalidad de Coronel Suárez prepara desde este sábado 31 de marzo a las 13:30 hs. hasta al domingo 1 de abril a las 12 hs. en la plazoleta del ferrocarril (lugar histórico donde permanecieron por el término de 45 días los primeros colonos fundadores de los Pueblos Alemanes) un acampe en conmemoración por los 125 años de asentamiento de esta colonización.
Por ello se ofreció en la Municipalidad de Coronel Suárez una conferencia de prensa donde Verónica Mayer Rattegan y Daniel Minig informaron sobre la programación prevista para el próximo fin de semana, extendiendo la invitación a la población, vecinos y referentes de Santa Trinidad, San José y Santa María. 
“El objetivo es que la comunidad suarense y de la región nos acompañe a revivir éste momento tan significativo para las Colonias Alemanas” expresó Verónica Mayer Rattegan. 
“Es un orgullo y placer decir que tenemos tres Pueblos Alemanes en el Distrito de Coronel Suárez, tal cual lo planearon aquellos colonos hace 125 años atrás, conservando su cultura y devoción religiosa”.
Minig y Rattegan coincidieron en destacar la importancia turística que poseen las tres localidades, por su bellísima arquitectura, su cultura y tradición, por lo que desde el área de Turismo impulsan la promoción turística, tanto a nivel regional como nacional.
“Queremos fomentar el turismo receptivo, que la gente nos venga a visitar, que conozca que tenemos Pueblos Alemanes y que disfruten de su gastronomía, de su cultura y de la belleza de su arquitectura”, expresó Verónica Mayer Rattegan.
Los festejos por el 125º aniversario de su fundación, que se prolongarán durante todo el año, han sido declarados de Interés Municipal por el Intendente Ricardo Moccero y el Concejo Deliberante de la Municipalidad de Coronel Suárez. 
El acampe dará inicio este sábado 31 de marzo a partir de las 13:30 hs. con un torneo de Kosser de los tres Pueblos Alemanes y Coronel Suárez.
Durante toda la jornada quienes se acerquen podrán disfrutar de diversos stands, donde habrá comidas típicas, juegos, música alemana y baile tradicional.
Más tarde llegarán los carros tirados por caballos, simulando el histórico momento de arribo de los colonos al Distrito, con sus trajes típicos.
A las 18 hs. está previsto dar comienzo con el acto oficial y tras la bendición religiosa se presentará el Coro Alemán de Adultos y Niños del Jardín de Infantes de Santa Trinidad, acordeonistas y violinistas interpretando música antigua y una breve reseña del idioma alemán.
Realizarán danzas típicas con sus coloridos trajes y se proyectarán dos documentales; uno mostrará el progreso y prosperidad conseguido por los alemanes del Volga en este país y luego un documental histórico, el cual reflejará cómo la pasaron aquellos que decidieron quedarse en el Volga.
Ya entrada la noche se cocinará un guiso carrero a la antigua y usanza de cada familia de colonos, al costado de los carros, y el acampe por la noche de los carreros.
“El objetivo es revivir en un solo día los 45 que vivieron los colonos al llegar a estas tierras hace 125 años atrás, mostrando a la gente lo que se conserva hoy en día de nuestra colectividad”, aseguró Daniel Minig.
El domingo 1 de abril se desarrollará un tradicional desayuno y aproximadamente a las 8:45 hs. la caravana partirá en carros típicos hacia los tres Pueblos Alemanes, comenzando en San José, para luego dirigirse hacia Santa María y finalizar en Santa Trinidad, simulando la llegada y la fundación de las Colonias, asistiendo en todos los casos a la misa de Domingo de Ramos. 
“Y así finalizamos la jornada con la parte religiosa, que es tan importante en nuestra colectividad”, afirmó Daniel Minig

jueves, 29 de marzo de 2012

ACAMPE EN CONMEMORACIÓN DE LOS 125 AÑOS DE FUNDACIÓN DE LOS PUEBLOS ALEMANES


 En un día se resumirá:   Juegos – Comidas – Himnos de naciones y religioso – Bendición – Vestimentas – Bailes – Canciones corales – Canciones populares – Música de acordeonistas – Carros antiguos de trabajo y paseo – Videos comparativos entre los que llegaron y los que quedaron – Acampe reviviendo una de las 45  noches apostados en ese lugar – Desayuno a la antigua – Misa del Domingo de Ramos.


La Oficina de Turismo de la Municipalidad de Coronel Suárez informa que desde el sábado 31 de marzo a las 13.30 y hasta al domingo 1 de abril a las 12 se realizará en la plazoleta del ferrocarril (lugar histórico donde permanecieron por el término de 45 días los primeros colonos fundadores de los Pueblos Alemanes) un acampe en conmemoración por los 125 años de fundación de los Pueblos Alemanes
En la ocasión se exhibirá todo lo que se conserva de ésta cultura, a saber:
* 13hs.: llegada de jugadores de Kösser a la plazoleta del ferrocarril.
13.30hs.: Inicio torneo de Kösser de los 3 Pueblos Alemanes y Coronel Suárez. Se invita a todos los vecinos del distrito a participar para aprender sobre el juego, practicar y sumarse al torneo que comenzará en la Kerb de Pueblo San José con 4 fechas.
Comidas típicas y música para acompañar la tarde.
*  Llegada de carros con caballos simulando el histórico momento de arribo al distrito.
18hs.: Acto por el comienzo de las actividades en conmemoración del 125° aniversario de la fundación de los Pueblos Alemanes.
-Himno Argentino – Alemán
-Bendición de fecha y canto de GrosserGott (himno                      religioso)
-Palabras alusivas de personas de la comunidad y   funcionarios.
-Entrega de placas a cada delegado de los Pueblos Alemanes e instituciones para colocarlas en cada colonia a  lo largo del año.
-Presentación del coro Alemán de Adultos y Niños del       Jardín de Santa Trinidad.
-Bailes típicos y breve introducción del dialecto.
-Acordeonistas y violinistas interpretando antigua música.
-Proyección de documental histórico de los que quedaron en el Volga.
-Cocina (a la antigua) de las distintas familias al costado de los carros.
-Acampe por la noche de los carreros reviviendo momentos   históricos.

En tanto que, el domingo 1 de abril se desarrollará:

*  Tradicional desayuno para luego  partir en carro a las colonias.      
8.45hs.: recibimiento de los carros y jinetes simulando la llegada y la fundación de Pueblo San José para más tarde, asistir a la Misa de Domingo de Ramos.
9.45hs.: recibimiento de los carros y jinetes simulando la llegada y la fundación de Pueblo Santa María para asistir a la Misa de Domingo de Ramos.
10.15hs.: recibimiento de los carros y jinetes simulando la llegada y la fundación de Pueblo Santa Trinidad para luego, asistir a la Misa de Domingo de Ramos.


 LA CELEBRACIÓN DE LOS 125 AÑOS DE LA FUNDACIÓN DE LOS PUEBLOS ALEMANES” fue declarado de Interés Municipal por la Municipalidad de Coronel Suárez.

Decreto:
                                                        
                                                                    Coronel Suárez, 22 de marzo del 2012.-

                                               Visto que durante el 2012 los Pueblos Alemanes Santa María, San José y Santa Trinidad, celebran los 125 años de sus respectivas fundaciones, y-
CONSIDERANDO
                                               Que la incorporación al Distrito, en su incipiente nacimiento representó un acontecimiento de incuestionable valor para su evolución;
                                                           Que los antecedentes de que eran poseedores por su dedicación al trabajo fecundo y al deseo de progreso;
                                                         Que esas primeras cincuenta familias de inmigrantes, al elegir nuestras tierras como las más aptas para unirse y procrear hijos argentinos, han logrado llegar a estos 125 años en continuo crecimiento;
                                                         Que la Municipalidad de Coronel Suarez tiene para con los Alemanes del Volga, un eterno agradecimiento por lo que sus mayores hicieron y las generaciones que lo sucedieron lo siguen haciendo;
                                                         Por ello, el Intendente Municipal del Partido de Coronel Suarez en uso de sus atribuciones.

 D E C R E T A

ART 1º: Declárase de Interés Municipal “LA CELEBRACIÓN DE LOS 125 AÑOS DE  - - - - - - - LA FUNDACIÓN DE LOS PUEBLOS ALEMANES”, de acuerdo a lo expuesto en los considerandos del presente.-
ART 2º: Desde el 1º de Febrero del 2012, toda la correspondencia oficial deberá            - - - - - - llevar impresa la leyenda: “1887-2012, 125 años de Santa Maria, San José y Santa Trinidad” solicitándole al comercio, la industria, la producción y la comunidad, a adoptar igual compromiso.-
ART 3º: Invitar al pueblo de todo el distrito de Coronel Suarez a adherirse y                  - - - - participar activamente de los actos programados para celebrar tan importante acontecimiento del Distrito.-
ART 4º: Difundir en toda la región, en todos los organismos públicos y provinciales,      - - - - en todas las oficinas de turismo de la nación y la provincia el calendario elaborado sobre las actividades organizadas para todo el 2012 en el distrito.-
ART 5º: Cúmplase, comuníquese y regístrese.
DECRETO Nº 666

miércoles, 28 de marzo de 2012

Antes éramos más felices… -dice el abuelo a su nieto

“Antes éramos más felices…
- dice el abuelo a su nieto.
¿Y sabés por qué?
Porque éramos de mentalidad más sana.
Más honestos, más justos,
más nobles. Porque no nos importaba,
como sucede ahora,
vestir a la moda,
con la ropa más lujosa y cara, 

“Antes no teníamos televisor, ni heladera, ni celular, ni tantas pero tantas cosas modernas que llenan la casa de objetos y la vacían de afecto. Hoy en día la gente vive tan apurada que se pasa el día corriendo tratando de cumplir con las obligaciones de uno, dos y hasta tres trabajos, para llegar a fin de mes con varios sueldos para conseguir pagar las cuotas que la envidia les hace comprar para no ser menos que el vecino. Así, el trabajo, en el pasado un valor  que le daba dignidad al hombre, se ha transformado en un carcelero. Un carcelero del cual casi todos son esclavos. Que les quita tiempo que deberían dedicar a la familia, a los hijos, a los sueños… Ni se dan cuenta que se les va la vida acumulando artefactos y viviendo para el qué dirán y pensarán los demás. Sin tener en cuenta jamás que la felicidad no depende de eso. Que ni siquiera se conocen a sí mismos. Que no se dan cuenta que sólo viven acumulando bienes. Que cada día desean más y más… Y cuánto más desean y poseen más vacíos se sienten interiormente”, reflexiona con tristeza pero sabiduría don José, anciano ya, cansado de ver la realidad que le toca observar en sus “últimos días de vida”, como le gusta decir cuando comenta que tiene casi  90 años y que nunca fue al médico.

“Así es, mi hijo, como te digo –comenta el abuelo a su nieto, en una conversación que graba el cronista de Periódico Cultural Hilando recuerdos para no perdérsela y reflexionar junto a los lectores del periódico-. “Antes éramos más felices… ¿Y sabés por qué? Porque éramos de mentalidad más sana. Más honestos, más justos, más nobles. Porque no nos importaba, como sucede ahora, vestir a la moda, con la ropa más lujosa y cara, tener el mejor auto, la heladera más moderna, el televisor con los últimos adelantos técnicos… No mirábamos lo que tenía el vecino para envidiarlo y comprar algo mejor y superarlo, ¡no!; mirábamos al vecino para ver si necesitaba algo, si precisaba de nuestra ayuda” –agrega el abuelo con un dejo de orgullo, consciente de que su tiempo fue mejor, al menos más humano-. “Fue más justo” –sostiene con convicción-, “más honorable, donde la palabra empeñada tenía valor como tenían valor los valores morales y espirituales”.
El abuelo se complace contando a su nieto de sus años mozos, cuando el mundo era totalmente otro y las colonias también eran otras, “habitadas por otro tipo de personas” –afirma con amargura- “personas que vivían de otra manera, más simple y sencilla. Personas que creían en algo y en alguien. Que conservaban las tradiciones y costumbres heredadas de sus antepasados generación tras generación. ¡Si hasta eso olvidaron!” –Alza la voz el abuelo-. “¡Olvidaron el respeto por los mayores!”.
“Antes” –continúa-, teníamos devoción por las personas mayores. Sabíamos que ellas habían acumulado a lo largo de su vida un cúmulo de experiencia que nos podía servir de ejemplo; los admirábamos por sus conocimientos y sabiduría. No como ahora, que los descartan como chatarra vieja”.
El nieto entiende que es verdad lo que acaba de afirmar su abuelo, porque lo dijo sentado a la puerta del hogar de ancianos donde lo recluyó su familia.

La crueldad de los hijos


La vida es así. El tiempo transcurre. Las horas se diluyen en el olvido. Y los actos que realizamos se pierden en la memoria de quienes amamos. Porque nada es eterno ni para siempre. Ni siquiera el amor.
El materialismo y consumismo inundó el alma de todos. Es más fuerte la envidia y el deseo de poseer lo que tiene el otro que amar, que entregarse al prójimo, que ser libre, que vivir en paz consigo mismo. Nada alcanza para llenar el hambre de cosas y posesiones inútiles.
Y en ese deseo de llenar la casa de lujos falta espacio y sobran personas. Y los que sobran son nuestros viejos, que es sabido  van a parar a los geriátricos y hogares de ancianos, encontrándose, de un día para el otro, a la deriva de la vida, solos y desamparados, huérfanos de lo más necesario, sentados mirando la nada, recordando un pasado que minuto se aleja más y más, como un barco que parte borrando su estela en la mar.
Sí, la vida es así. Cruel con los que entregaron todo por sus hijos. Hijos que ni siquiera tienen remordimientos. Hijos que no piensan, no reflexionan. Viven con la mirada puesta en el horizonte del futuro sin darse cuenta que en ese futuro ellos también llegarán a ser ancianos y que la historia volverá a repetirse pero con ellos como protagonistas.

lunes, 26 de marzo de 2012

Tienes una sola vida. Ámala. Cuídala. Vívela. Y...


Tienes una sola vida. Ámala. Cuídala. Vívela lo mejor que te sea posible. No la destruyas con remordimientos ni reproches ni sueños que ya no puedes realizar. El pasado ya no existe y el futuro no sabes si vendrá. Lo único real, concreto y tangible es este presente. Por lo tanto siente cada cosa que hagas, disfruta de cada acto que lleves a cabo, y haz solamente lo que amas para que mañana no haya motivo de remordimientos ni reproches.  Toma tus propias decisiones; no te dejes influir por nadie para no tener que endilgarle la culpa de tus errores a persona alguna.
No temas. Porque ni quien te ama; ni quien te odia; ni quien te critica; es capaz de torcer tu destino una vez que has propuesto una meta.  Nadie te doblegará, a menos que tú se lo permitas. Sólo tú y nadie más que, decides cómo vivir tu vida.

Hermosas fotografías antiguas

Gentileza de
Claudia Lorena Stoessel  
Enrique Hoffman - Bárbara Dumrauf
Algunos hijos de Juan Wagner y Catalina Dumrauf
Hijos de Novak-Wagner



sábado, 24 de marzo de 2012

Fotografías de Fiesta de la Cerveza en Alemania










Una fiesta con alegría, costumbres alemanas y el sonido del acordeón

El 28 de abril en el Gigante del Pueblo San José. Gran convocatoria a exponentes de este noble instrumento de toda la región. Elvira y Marcelo Fuhr. 
(www.lanuevaradiosuarez.com.ar/)

Cuentan que los hombres alemanes, luego de cumplir extensas jornadas de trabajo en el campo, cuando se juntaban con su familia de regreso al hogar, se tomaban unos minutos para tocar el acordeón o la “verdulera” como le llamaban.
El instrumento les permitía el retorno a la patria lejana, a los padres, abuelos, familiares que hacía años no veían. Era el consuelo para acortar distancias. Pero era también, indefectiblemente, un sonido de esperanza, de mirar hacia delante, de seguir luchando, para celebrar la alegría de estar juntos, con la familia propia y los amigos en las tierras nuevas, en la América prometida.
Todo eso y mucho más tiene el sonido del acordeón para los hombres y mujeres de los Pueblos Alemanes y para todo aquel que se precie de disfrutar de este particular instrumento.
Y de un vals nostálgico se pasa rápido a una polca alegre que invita al baile y disfrutar del momento, sobre todo de la música.
Desde hace unos años que en los Pueblos Alemanes, organizado por el Rotary Club Las Colonias, se lleva adelante la Fiesta del Acordeón.
La edición de este año está fechada para el día 28 de abril en el Club Independiente de Pueblo San José, a partir de las 20:30 horas. 
Habrá muchos músicos en escena, algunos de gran prestigio y muchos escenarios recorridos, como por ejemplo uno de los integrantes de la orquesta de Donato Razziatti.
Y disfrutando de la propuesta habrá alrededor de 700 personas, muchas de las cuales ya han reservado su entrada y su ubicación en algunas de las mesas que estarán dispuestas.
El acontecimiento insume mucho trabajo de organización de los integrantes del Rotary Club las Colonias, entre ellos Marcelo Fuhr y su esposa Elvira.
Marcelo fue quien propuso la realización de estas fiestas en las Colonias y cada vez cobran mayor importancia y realce con el despliegue que se produce en el escenario y por lo que disfruta la gente en la pista de baile.
Cuando habla de esta fiesta y de lo que significa, Marcelo se emociona hasta las lágrimas. Mientras va hablando de cómo se gestó, cerca, muy cerca, tiene su propio acordeón, el que alguna vez recorre con sus manos para robarle alguna melodía, especialmente alguna polca; y un poco más allá está un viejo acordeón de más de 150 años, que perteneció al padre de Elvira y que tiene la particularidad de tener tres hileras de teclas, cuando los de ahora traen solamente dos.
La invitación está abierta para todos los que quieran participar, 28 de abril a partir de las 20:30 horas. Las tarjetas se pueden adquirir ante los miembros del Rotary Club las Colonias.

viernes, 23 de marzo de 2012

Honor y gloria a los héroes de Malvinas


Honor y gloria a los hombres que inmolaron su destino en pos de la grandeza de la patria.
Honor y gloria a los hombres que entregaron su vida en pos de la recuperación de la tierra irredenta.
Honor y gloria a los ex combatiente que son héroes en la eternidad y en la vida cotidiana.
Honor y gloria y eterno homenaje a los que están y a los que volvieron.

"SERÉ LO QUE DEBA SER"

Josefina Lindner y Sol Garibotto

Por Josefina Lindner 

No seré nadie. Seré especial, afortunada. Seré querida, amada. Seré apasionada por algo, consolada con mi propia soledad. Tantas cosas seré y no estarás aquí para verlo. Te marcharás a un mundo nuevo donde de a poco las puertas comenzarán a abrirse ansiando un telón con dos piecitos danzando la alegría de bailar, demostrando felicidad y ternura en cada paso.
Seré, creceré, sonreiré aunque no sea lo mismo al saber que estarás lejos de mí. Pero mantendré la vista al frente porque sé que detrás de la distancia estás siendo feliz, algo que anhelé toda la vida para ti.
Seré una niña a la que no se le agotan los sueños. Seré una persona que recordando los momentos junto a ti, podrá salir adelante superando los caminos de la vida, sabiendo que por más lejos que te encuentres, tu cariño me acompañará noche y día.
Seré esa niña traviesa que conociste. Una persona entrando al mundo real, donde tú no estarás. Estarán las fuerzas que me has brindado para transitar sin temor sabiendo que lo nuestro jamás ha acabado.
La distancia es un tiempo para crecer, concretar felicidad, superar el pasado lejos de ti.
Mi mundo se derrumba. Sólo pensaré en un nuevo día donde te veré, y no pensaré en nada más: sólo en el momento, sólo en eso.
Seré angustia, seré deseo, seré ilusión, seré pasión, seré recordada por ti, ansiada por tu cariño, seré esa niña que jamás se apartará de tu lado.
Quinientos besos nos separaran. Quinientos abrazos se marcharán. Quinientos manos estrechadas nos unirán para formar los mejores abrazos.
Serás mi vida, mi luz, mi sol eterno que jamás se apagará. Serás mis esperanzas en un mundo nuevo, mis sueños donde jamás despertaré. Serás mi fruto que no me dejara morir. Serás mi droga que me mantendrá viva hasta el fin.
Serás mi niña, mi eterna niña, mi bailarina, un ángel protector que día a día ha de renacer.
Seré tu luz y guiaré tus pasos. Seré tu acompañante de ruta aunque me haya quedado en el camino, tus zapatitos de punta que te guiarán a los escenarios más grandes del mundo. Seré arrebatadora de tus sueños malvados, y más que nada seré y seguiré siendo tu amiga, a pesar de todo, a pesar de los kilómetros de distancia.

"SERÉ LO QUE DEBA SER O NO SERÉ NADA. SERÉ TU LUZ EN CADA PASO QUE DES. POR MÍ SERAS GUIADA"

jueves, 22 de marzo de 2012

‎15 de abril en Colonia Hinojo - 2da KREPPELFEST - ¡¡¡Los esperamos¡¡¡¡¡

                         Gentileza de María Laura Schwindt 



Dos libros, muchas historias


René Krüger dijo:
“…a pesar de todos los sufrimientos, nunca pararen de creer y de tener fuerza y esperanza. Esa fe les dio dignidad. Son estas personas las que a pesar del olvido y la marginación anunciar el triunfo del trabajo solidario sobre la explotación egoísta, del temple sobre la ruindad mezquina de politiqueros, de la esperanza sobre la tristeza…”

Federico Ott dijo:
“En ese momento descubrí a Dorotea. Vestía ropa que yo no había visto durante añares: un vestido largo, un delantal y un pañuelo azul que le cubría la cabeza, como había sido su costumbre en Rusia. Ella no me pudo ver enseguida, pues mientras tanto algunos habían logrado meterse en la primera fila dejándome bastante atrás...En ese momento comprendí algo que había escuchado de chico pero a lo que nunca había dado demasiada importancia: todos los creyentes formamos una unidad en el cielo y en la tierra”.

Horacio Agustín Walter dijo:
“Esta propuesta de caminar los senderos polvorientos que han pisado nuestros abuelos y sus abuelos, y los abuelos de estos, puede enfrentarnos a una situación no acostumbrada, pero posible. Este camino pretenderá mostrar que ellos han tenido la necesidad de creer también en el futuro, de tener esperanza en los cambios, de pretender una vida de bienestar. Esa vida propuesta como futuro es nuestro presente…si ellos pudieran vernos, estarían observando su futuro soñado”.

Kaspar Haas dijo:
“Lo entiendo, pero vuelvo a decirte lo que te he dicho siempre. No ganas nada con temer. La mayor fuerza contra el miedo es que estamos juntos. Y alrededor nuestro viven personas como nosotros, capaces de hacer cosas, entre olvidarse de los miedos y vencerlos…”.

Gaspar Haas dijo:
Raíces. El único modo de acceder a ellas es recorriendo la historia. Mis viejos son parte fundamental en mi vida porque me han dado lo que soy. No sólo formas físicas, sino también educación, modos de interpretar el mundo, capacidad de tomar decisiones en una dirección determinada. He discutido tanto con ellos que hoy, a varios años de esas discusiones, me doy cuenta de que me parezco enormemente. Increíble….”

Nunca te avergüences de tus sueños


Sé fiel a tus principios y a tus sueños. Nunca te avergüences de ellos. Ni en la pobreza ni en la abundancia; ni en la amistad ni en la soledad; ni en el amor ni en la orfandad. Porque ellos conforman tu identidad, tu personalidad, tu carácter, y le dan sentido a tu existencia. Sin ellos no eres nadie. Simplemente serás un barrilete que el viento del deseo de los demás llevará a volar a su antojo, sin rumbo ni horizonte. Terminarás extraviado, desorientado y desolado. Y en la vejez mirarás hacia atrás y no verás más que los pasos de una sombra que deambuló por la vida sin dejar más  huella que el olvido de una tumba que el tiempo borrará para siempre ni bien cierres los ojos.

miércoles, 21 de marzo de 2012

A la memoria de don Valentín Minig (Homenaje)

Sean esta imagen,
este relato y este recuerdo,
un sentido y profundo homenaje
 a la memoria de don Valentín Minig,
que le rinde
Periódico Cultural Hilando recuerdos.
 

Con este relato queremos rendirle homenaje al inolvidable Valentín Minig, un ser humano entrañable y querido amigo de todos, que se transformó en leyenda y parte de la historia de los pueblos alemanes. Para vos, Valentín, que seguramente estás en algún lugar del cielo…

La universidad de la vida lo matriculó de filósofo y la sociedad de loco. Alcanzó su doctorado en metafísica y teología cristiana durante sus cursos de catequesis cursados en la Escuela Parroquial Santa María, cuando aún estaba en sus cabales. Completó la formación de su ser interior, con el estudio de psicología y sociología, practicando la observación y contemplación, mientras trabajaba desarrollando tareas rurales durante su juventud.
En la adultez la iluminación divina lo consagró como predicador de la Orden de los Mendicantes. Desde ese instante trascendental se convirtió en personaje. Durante las cuatro estaciones caminó la colonia calzando botas de cuero, vistiendo dos trajes, varios pulóveres, una bufanda anudada al cuello y una gorra visera sobre su cabeza. Mendigaba para comer y predicaba su filosofía. Decía que el progreso era cosa del Diablo. Sostenía que “cuando yo era niño no existían estos postes ni estos cables de alumbrado eléctrico. ¡Los puso el Diablo!”.
Andando el tiempo los hijos de la comunidad de Pueblo Santa María lo vieron predicar en las esquinas, deambular bajo la lluvia, comiendo un trozo de pan sentado en el portal de la puerta de alguna casa abandonada; bebiendo vino en casamientos donde ingresaba como invitado permanente. El vino le bendecía el alma y le embriagaba el cuerpo. Pastor de ovejas descarriadas, orador de profecías apocalípticas, anunciaba el fin del mundo con palabras de Jesús de Nazaret. “No quedara piedra sobre piedra”. Terminaba sus noches de sábado durmiendo la nona en algún rincón de la calle exorcizando  una pena de amor que según cuentan los vecinos supervivientes lo llevó a ser quien fue.
Su hogar era una humilde vivienda, su refugio los bares y su consuelo la generosidad de la gente que le daba de comer a cambio de realizar una changa. Trabajaba lo justo para vivir. No necesitaba nada. Era él y su ser interior. Él y su fe. Él y su religión. Él y su locura. Caminante sin camino, hizo huella en la historia.  Abrió el sendero de su propia inmortalidad efectuando un solo milagro: ser quien fue, sin importar el que dirán. Fue orador brillante de párrafos inconexos que sobreviven en la memoria colectiva de su pueblo. Como Jesús, Buda o Mahoma, creó su propia religión. Llena de paz y amor. Lástima que no dejó seguidores.
Cuando falleció, el 13 de febrero de 1995, las calles quedaron vacías. Ya no hay filosofía ni teología que escuchar; ya no hay profecías que temer; ya no hay mendigo de la Orden de los Mendicantes en Pueblo Santa María... sólo queda el recuerdo del personaje y el nacimiento de la leyenda. 

martes, 20 de marzo de 2012

¡Qué suerte para la desgracia!


Arrimó el Ford T lo más cerca que pudo a la puerta de la casa. Los gritos de la parturienta desgarraban el silencio de la madrugada.
Como pudo, forcejeando, sudando y vociferando insultos contra todos los santos del cielo y de la tierra, metió a su mujer en el automóvil.
Arrancó como un caballo brioso, a los tumbos y desbocado. Y como en una jineteada, tras perder las riendas del volante, terminó incrustado en una estiba de bolsas de trigo.
Todo fue uno. El estruendo del choque, las bolsas cayendo, el grito desesperado de la esposa, y el llanto desconcertado del bebé que nacía.

lunes, 19 de marzo de 2012

Lista de animales en alemán y en español

Der Affe……………....….El mono
Die Fledermaus………….El murciélago
Der Fuchs………………..El zorro
Die Gans………...……….El ganso
Der Hase…………...…….La liebre
Der Hund…………………El perro
Die Katze……………...…El gato
Die Kuh………………..…La vaca
Die Taube….....…………..La paloma

domingo, 18 de marzo de 2012

Una ofrenda poética en busca de la paz interior

Graciela Schmidt y un libro catártico
y profundo que presentará
 el próximo 20 de abril.
 
Gentileza de Diario
Nuevo Día

Graciela Schmidt presentará su primer libro – “Ofrenda” – el próximo 20 de abril en la Biblioteca Sarmiento. Poemas urgentes, clavados en un presente tumultuoso, cargados de tristeza y con anclaje en la infancia y en la lectura de los grandes de la literatura pero con un mensaje univoco y universal con influencia marcada de ese gran poeta de la Humanidad que fue Walt Whitman.

“Me celebro y me canto a mí mismo/ Y lo que yo diga ahora de mí, lo digo de ti,/ porque lo que yo tengo lo tienes tú/ y cada átomo de mi cuerpo es tuyo también” cantó hace  150 años ese gran poeta universal que fue Walt Whitman y pocos entendieron su mensaje integrador y humanista.
Sin embargo, el tiempo fue poniendo las cosas en su lugar y el mensaje caló hondo y profundo en el alma de millones de personas. Hoy, releyendo este primer canto uno puede concluir que también este es, de alguna manera, el mensaje que Graciela Schmidt quiere ofrendar a sus lectores en el libro que el próximo 20 de abril presentará en la Biblioteca Popular Sarmiento.
Allí, ella buscará con sus poemas invitar a la reflexión transitando temas fundamentales de la existencia humana como la muerte, el dolor, el amor, el alquiler de vientres, la libertad sexual.
“Ofrenda”, que así se llama el libro, está escrito en verso libre, una especie de poesía narrada o de prosa poética y contiene  un registro de voces sincopadas que conversan, dialogan, suplican y agradecen en simbiosis con los cásicos de la literatura universal, con un marco de respeto y admiración, especialmente hacia el Fausto de Goethe.
“Este libro es una necesidad espiritual y temporal también, algo que escribí y no corregí porque pensé que no me quedaba tiempo y es mucho más mi voz que la que cualquiera de ustedes puede escuchar si habla conmigo”, confiesa la autora en una entrevista con Nuevo Día, en la que cuenta que el clic se produjo cuando en 2009 le diagnosticaron un cáncer.
“Es una ofrenda a cada uno de mis lectores, para mí lo que vale es que cada uno toque mi libro, lo pasado ya pasó, lo del futuro nadie lo conoce y es lo de hoy, y lo de hoy va a ser cuando cada lector me lea”, advierte muy convencida. 
Graciela Schmidt admite que sus poemas buscan concentrarse en las sensaciones del cuerpo y en las percepciones del espíritu porque todo es intuición. “Dioses y héroes pasan a lo largo de la obra para ser eternizados, ya que en ellos palpita el alma de los personajes”, cuenta, advirtiendo que “este libro transmite energía y si bien es fuerte, muy fuerte, y puede parecer muy triste también remeda lo que decía Alejo Carpentier, que pensaba que bueno estaría empezar por morirse y terminar en el útero”. La escritora dice que este libro es algo así: “empiezo por todos los dolores, el de haber perdido a mi padre, a mi madre, después con todos los avatares de la vida y después me introduzco en el tema del amor, amor pasional, amor sexual, que fue muy fuerte como redención, como pacto previo a la paz total, porque sin amor no se puede nada, y hablo específicamente de todo tipo de amor, pero sobre todo del amor pasional y sexual”.
Imágenes, ironías, sentencias. La autora no tiene empacho en confesar sus más secretas intimidades creando hermosos remansos y esperanzas, aún en los poemas más dramáticos y duros.

Una obra en cuatro

“Ofrenda” está dividido en cuatro partes: Ofrenda a mis padres, a la vida, al amor y a Dios, como búsqueda de la paz.
Es, a la vez, metáfora del desarrollo humano; niño, adolescente, adultez y vejez, contención, rebeldía, orden y paz. Admite la escritora que sus palabras son pasos y huellas en el camino en los que se entrelaza otra historia en tres poemas, entrecruzándose con la obra de Goethe. “Los tres comienzan con monólogos de Mefistófeles en el palacio: en el primero niego a éste su triunfo, el segundo cambia las leyes universales y el tercero desencadena en un desenlace majestuoso y lo sentencia al traer la certeza como última ofrenda a la humanidad”, cuenta la autora, definiendo a su libro como una obra apocalíptica que viene a revelar los misterios de las sombras y a anunciar la luz.
Graciela Schmidt admite la impronta de su enfermedad en la decisión de dar a conocer esta obra. “Pero lo hago no sólo por mí sino porque vi cosas que le sucedían a otras personas que no son para avergonzarse, y ahí me di cuenta de que nos falta, de que hay otras miradas, de que la sociedad aún debe cambiar su óptica, como la de aquella mujer que hoy ya no está que me dijo que tenía la suerte de tener cáncer y no Sida, y fue entonces que me pregunto, ¿cuál es el problema del Sida, la elección sexual?”, se pregunta con cierto dejo de dolor. “Esas cosas te van marcando y si fue algo brusco pero para bien, es un crecimiento, de hecho hoy me dedico  a vivir el momento, no sé lo que viene, nadie lo sabe”, reflexiona.
Este texto, escrito en horas turbulentas, marca un paralelismo entre su vida y situaciones funestas: los mundos paralelos de estar en una pileta bañándose y poco después en una entrevista con el oncólogo, cenando con amigos, pero antes entrando a la pieza a ponerse su peluca. Son esos mundos paralelos caras de una misma moneda, la de la vida.
En definitiva, “Ofrenda” está escrita con el alma, los trozos de Graciela se reparten en cada lector y son el camino que ella encontró para buscar su Itaca, que no es otra que la paz.
Esa Itaca de Kavafis, ese poeta griego que tanto admira y que le ordena mantener en su pensamiento siempre en esa Itaca:  
Llegar allí es tu destino. 
Pero no apresures por nada el viaje, 
mejor que dure muchos años; 
para que ya anciano llegues a la isla 
enriquecido de cuanto ganaste en el camino 
sin esperar riquezas de Itaca.   
Itaca te brindó un maravilloso viaje. 
Sin ella nunca hubieras emprendido el camino. 
Otras cosas ya no tiene para darte. 
Aunque pobre la encuentres, Itaca no te engañó.   
Sabio como has llegado a ser, con tanta experiencia, 
ya habrás comprendido qué significan las Itacas