T

T

miércoles, 9 de septiembre de 2015

Preparación de diferentes Strudel de la mano de una experta: Delicia Fogel


En Pueblo Santa María, en el marco de la fiesta patronal Kerb 2015. Las mujeres que la rodeaban, mientras trabajaba la masa para el Strudel, le decían que es la “Maru” Botana de Santa María. 

Estaba rodeada por muchas mujeres jóvenes y otras con más experiencia en la cocina que estaban atentas a todas las indicaciones que iba dando.
Esta actividad se cumplió en la sede del NAC, en lo que fueran las instalaciones de la ex Escuela Media y donde funciona además el Centro Cultural. 
Aprovechando el curso de panificado que cada semana se lleva adelante a través de Desarrollo Social para un grupo de mujeres, se introdujo el desafío de aprender a elaborar diferentes tipos de Strudel, en preparación a lo que será el año que viene la Strudelfest.
Consultada Delicia Fogel explicó que el verdadero Strudel se hace con la masa que se estira, bien finita, como si fuera masa filo. Hay otro tipo de Strudel que se hace con levadura. 
Por supuesto que el gran secreto en el Strudel está en estirar muy bien la masa, sin que se rompa y sin que queden bordes gruesos que después no alcanzan a cocinarse y arruinan el plato. 
Explicó que para hacer la masa se utiliza “un poco de vinagre, clara de huevo y agua tibia. Y por supuesto harina de buena calidad. Se deja reposar 40 minutos más o menos y después se golpea contra la mesa, se estira un poco con el palote y después, apoyando la masa con el mantel, se termina de estirar con las manos hasta que quede transparente, tipo papel de calcar. Después se pone la manzana cortadita –aclara que la prefiere sin cáscara- y azúcar, ayudándose a arrollarla con el mantel”.
Algunos le ponen ricota en el interior de la preparación. Delicia cuenta que prefiere ponerle crema por encima, una vez que está prácticamente cocido el Strudel, y entonces se forma una especie de caramelo, muy sabroso, con todo el jugo que ha salido del interior del arrollado de manzana. 

Por supuesto que como todas las mujeres alemanas esta receta la aprendió de su madre y de su abuela, y junto a ellas la practicó en innumerables cantidad de tardes y mañanas, sobre todo en vísperas de alguna reunión familiar.




No hay comentarios:

Publicar un comentario