T

T

domingo, 24 de diciembre de 2017

Después del Pelsnickel llegaba el Christkindie


¡Ahí viene! ¡Ahí viene!
El niño Jesús
caminando por las calles
de la humilde colonia.
Va vestido de blanco,
las manos llenas de golosinas,
a visitar a los niños,
a consolar sus corazones.
Llega después del Pelznickel,
a secar sus lágrimas,
que el viejo barbudo
hizo brotar con sus cadenas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario