T

T

martes, 25 de agosto de 2015

Costumbres de los casamientos de los Alemanes del Volga

Por Gerardo Waimann
Fuente: cacw.com.ar

Casamiento de alemanes 
de una colonia
Archivo Histórico Municipal 
Olavarria
La vida social tenía cierto grado de monotonía (por lo general, hasta los cumpleaños eran poco celebrados) pero a la hora de los casamientos nuestros antepasados “tiraban la casa por la ventana” para los festejos.  Además la fiesta de casamiento era el momento ideal para el encuentro e iniciar un romance. Como dice el refrán español: “De unas bodas nacen otras”.-

1.- Ropa de los novios: Traje de Novia: (der Brautrock) Blusa ajustada a la cintura con amplia falda de la misma tela, y ancha cinta de raso a modo de lazo largo, como ajuste y ensamble de ambas piezas. Más adelante el dos piezas se reemplaza por el vestido blanco, marfil, rosa suave o celeste natural. Tocado (Kopfbedeckung) de tul con corona de hojas verdes y rosas blancas, y en la mano un ramillete en juego con el tocado. Zapatos blancos.- Novio: Traje oscuro, generalmente negro, camisa blanca y en el ojal del saco, un ramito de flores blancas. Zapatos con polainas hasta las rodillas.- Lo más importante del saco era el Schlopp o der schlips, (de influencia rusa): era un largo moño o lazo de raso que se sujeta en la solapa del saco del hombre y a veces llega hasta las rodillas del novio. Aparece en todas las fotos antiguas.-
2.- Previo al casamiento se seleccionaban 2 hombres, los “invitantes” que, provistos de un bastón largo, o un báculo de rama de cerezo, recorrían todo (TODO) el pueblo, empezando por un extremo, e iban casa por casa invitando a la fiesta.- La dueña de la casa invitada ataba una larga cinta de color llamativo en cada bastón, que significaba la aceptación a la fiesta. El dueño de casa, por su parte, proponía a los visitantes un brindis a la salud de los novios.- (Lo mas cómico del asunto es que, luego de hacer una parte del recorrido por el pueblo, muchas veces había que reemplazar a los pregoneros, quienes, en un estado lamentable por tantos brindis, ya no podían caminar, y debían entregar los bastones llenos de cintas a otras personas para que continuaran con la tarea del anuncio).- Esta hermosa y antigua costumbre provenía, al parecer, de la zona del Palatinado alemán.-
3.- La última noche de solteros los novios asistían al Polterabend ó Polroben, fiesta de juventud con mucho baile y ruido, cantos, bromas y bailes. Los novios católicos, si ya se habían confesado en la iglesia, eran solamente espectadores de la fiesta, sin participar.-
4.- Previo a la boda, los novios recibían en sus respectivas casas y de rodillas, la bendición de sus padres, quienes les ponían las manos sobre la cabeza.-
5.- El novio iba con su familia hasta la casa de la novia. Allí se juntaban los dos grupos. Las campanas de la iglesia se echaban a vuelo, se arrojaban bombas de estruendo y se hacían disparos al aire con escopetas de calibre 16 o fusiles (Esto de disparar en los casamientos era una antigua costumbre alemana y sueca).- Luego la gente del pueblo se iba sumando al cortejo.-
6.- Cuando la distancia a la iglesia era grande se viajaba en carros rusos que se adornaban con flores y a los cuales se enganchaban los mejores caballos, que llevaban banderitas en la frente. El carro de los vorgander, los bastoneros, al igual que el carro de los músicos, precedía al carro de los novios, que viajaban juntos.-
7.- Cerca del final del camino, se atravesaba la calle con una cinta blanca impidiendo el paso del carro de los contrayentes. Para continuar, el novio debía entregar a la hermana de la novia una dote de dinero.- (Lo que me hace llegar a la conclusión de que el famoso y tan criticado peaje de nuestras rutas lo inventaron los Alemanes del Volga.......).-
 8.- Los casamientos católicos con misa de esponsales se hacían siempre por la mañana, los días martes y jueves. No había casamientos en Semana Santa, y tampoco en los tiempos de arada, siembra y cosecha, para evitar conflictos religiosos o perjuicios en los trabajos del campo.-
9.- La ubicación en el altar era: Los novios en el centro, las niñas del cortejo al lado del novio, los varones al lado de la novia, y luego los padrinos, que no eran necesariamente los padres: se podían elegir entre familiares y amigos.-
10.- Luego del casamiento los novios recibían el saludo de familiares y amigos en el comedor o la sala de los padres del esposo.-
11.- No era costumbre hacer regalos a los novios, pero se sujetaba un billete de la blusa de la novia, como ayuda económica para la nueva familia. Otra costumbre de dinero era comprar el derecho a bailar con la novia durante los festejos.-
12.- Bajo una o varias gigantescas carpas que se armaban para el casamiento se brindaba, se comía, se cantaba mucho y se bailaba mientras duraba la fiesta.- La celebración duraba por lo menos 3 días seguidos, (y a veces hasta 8 días) desde las 9 de la mañana hasta las 12 de la noche, hora en la cual los novios volvían a la casa de sus respectivos padres.-
13.- Una costumbre de la última noche, era ir por debajo de la mesa para robarle el zapato o a veces la liga a la novia, (sin que lo pudieran evitar 2 personas que oficiaban de guardias). Luego el zapato se remataba en la fiesta y el dinero recaudado era para ayudar a los novios. Otras veces el novio debía pagar para recuperar el zapato.-

Fuentes documentales:
a.- Los Alemanes del Volga, de Victor Popp y Nicolas Dening.-
b.- Los abuelos alemanes del Volga, de Alberto Sarramone.-
c.- Los alemanes del Volga. Anselmo Schanberger, vivencias de un descendiente, de Haydee Elida Tate de Schanberger y Anselmo Schanberger.-
d.- San Miguel Arcángel: 100 años de historia Alemana del Volga, de Christian Jungblut.-
e.- Vaterland. Alemanes del Volga en San Miguel Arcángel, de Inocencia Seitz.-

No hay comentarios:

Publicar un comentario